AMBA

El excentro clandestino «Puesto Vasco» de Quilmes será convertido en un Espacio de Memoria

El Gobierno bonaerense entregó hoy al municipio de Quilmes las llaves del excentro clandestino de detención y tortura Puesto Vasco, que será reconvertido en un Espacio de Memoria.

El Subsecretario de Derechos Humanos de la provincia de Buenos Aires, Matías Facundo Moreno, entregó hoy las llaves del excentro y firmó junto a la Intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, y el Subsecretario de Formación y Desarrollo Profesional del Ministerio de Seguridad, Javier Alonso, la cesión del inmueble para reconvertir ese sitio en un Espacio de Memoria.

La cesión se efectuó a partir de una solicitud realizada por esta Subsecretaría del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos al Ministerio de Seguridad provincial, para dar curso a lo dispuesto por el Tribunal Oral en lo Criminal Federal Nª1 de La Plata en la sentencia del juicio del Circuito Camps de 2012, que ordenó la desafectación del predio para la transmisión de la Memoria.

«Este lugar que ayer fue un lugar de horror, tortura y exterminio, a partir de hoy pasará a ser un lugar a disponibilidad de la comunidad para los diferentes programas y políticas públicas que se generen desde el municipio de Quilmes», expresó durante la entrega el Subsecretario Matías Facundo Moreno, según se consignó en un comunicado oficial

El funcionario explicó que «junto a la Universidad de Quilmes, los familiares de detenidos y detenidas desaparecidos, la Nación, la Provincia y el Municipio, acorde a lo que nos encomendó nuestro Gobernador Axel Kicillof, trabajaremos articuladamente con todas esferas públicas para potenciar las políticas públicas de derechos humanos».

Por su parte, la intendenta Mayra Mendoza destacó que el municipio trabaja mancomunadamente con los organismos que serán parte de la gestión del Espacio de Memoria «para que este sea un ámbito abierto a la comunidad, donde se pueda conocer lo que sucedió.

«Este espacio debe tener una impronta de acceso a derechos. La intención es que la comunidad sepa la historia de este lugar. Pero que también pueda haber alguna oficina pública que sea de utilidad de nuestras vecinas y vecinos», remarcó la jefa comunal.

Este excentro clandestino funcionó en el ex Destacamento Don Bosco, ubicado en calle Pilcomayo 69 en el partido de Quilmes y formó parte del Circuito Camps, y por él pasaron más de 70 personas durante la dictadura cívico-militar.

Hasta su desafectación funcionaba como sede de la Comisaría de la Mujer, dependencia que fue trasladada a otra locación del distrito.

El futuro Espacio de Memoria que funcionará allí será administrado de manera conjunta por Nación, la Provincia y el Municipio junto con la Universidad Nacional de Quilmes y el colectivo «Quilmes, Memoria, Verdad y Justicia».

En el acto además se realizó una recorrida por el edificio donde funcionó el ex CCDyT y por terrenos linderos (hoy pertenecientes a la Subcomisaría de Don Bosco) sobre los que la Subsecretaría solicitó la Justicia Federal de La Plata preservar el lugar y dar intervención al Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), frente a la posibilidad de la existencia de enterramientos clandestinos durante la dictadura, según se desprendió de testimonios en la Comisión Nacional sobre la Desaparición de Personas (Conadep) y en los juicios por crímenes de lesa humanidad Circuito Camps y Von Wernich.

Participaron de la entrega de llaves y firma de cesión, el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Horacio Pietragalla; Susana Brardinelli, sobreviviente de la dictadura e integrante del colectivo «Quilmes, Memoria, Verdad y Justicia; el Secretario de Derechos Humanos de Quilmes, Hugo Colaone y el director de DDHH local y sobreviviente de la dictadura, Rubén Schell.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *